Cómo registrar la propiedad industrial de tu producto

Cómo registrar la propiedad industrial de tu producto

¿Sueñas con registrar la propiedad industrial de tu producto? Si estás pensando en lanzar un nuevo producto al mercado este post te interesa.

Hablaremos desde nuestra propia experiencia y te contaremos qué debes tener en cuenta a la hora de registrar la propiedad industrial de tu proyecto.

De qué se trata la propiedad industrial y qué podemos proteger

Seguramente hayas deseado tener el invento del siglo y vender su patente por cientos de miles de euros. Sin embargo, sentimos decirte que, aunque puede que algunas de las historias que oímos sean ciertas, la gran mayoría no son más que leyendas urbanas.

Las ideas, en muchas ocasiones, son fruto de la inspiración. La solución a un problema al que nos enfrentamos constantemente o el resultado positivo de un trabajo de investigación en determinada materia.

Sin embargo, no se trata de una ciencia exacta. Son producto del ensayo-error. No obstante, para el registro de esta idea si hay unas normas claras que, junto a un asesoramiento experto y una buena estrategia, puede facilitar mucho el camino hacia la obtención de un monopolio temporal. Pero, ¿de qué se trata el registro de propiedad industrial de un producto?

La propiedad industrial es el derecho exclusivo que se le otorga a una persona física o jurídica sobre una idea/ invención, en el caso de modelos de utilidad y patentes; un signo distintivo, en el caso de marcas y nombres comerciales; o una apariencia en el caso diseño industrial

Qué debemos hacer para registrar nuestro producto

Al igual que nosotros, muchas son las personas en el mundo que están pensando en dar soluciones a un mismo problema. Es por esto por lo que se antoja crucial comenzar con la realización de un estudio del estado del arte como primer paso. El objetivo de este no es más que identificar todos los registros de invenciones o simples publicaciones ya existentes sobre soluciones que otros dan a nuestro problema.

Tras conocer los registros relacionados con nuestra invención, debemos saber qué debe contemplar nuestra idea para poder estar sujeta a un registro.

Principios del registro de la propiedad industrial

Los 3 principios que debe contemplar para proteger son:

  • Novedad. Para cumplir este principio se requiere que anteriormente no se haya publicado nada igual. Que la invención se trate de una solución novedosa.
  • Actividad Inventiva. Dependiendo del grado de actividad inventiva podemos estar ante un modelo de utilidad o, en caso de poseer una mayor actividad inventiva, patente. Pero, ¿cómo se mide la actividad inventiva? Se trata de la dificultad o simpleza que encontraría un experto en la materia en llegar a la misma conclusión partiendo del mismo problema. 
  • Capacidad de Industrialización. Este tercer principio se trata del más importante para nosotros, ya que se trata del punto débil para muchos inventores. Para cumplir esta premisa debemos demostrar que nuestra invención es industrialmente viable. Aquí debemos demostrar que lo planteado en la teoría se puede trasladar a la práctica. Y por tanto, debemos tener en cuenta la experiencia de usuario, ergonomía y eficiencia del producto desde un punto de vista industrial

Cuándo debemos registrar nuestro producto

Si queremos registrar un producto, debemos ser conscientes de que este no se trata del primer paso. Al menos hasta que el proyecto se encuentre en una fase de desarrollo que nos aporte garantías de que es industrialmente posible y que el mercado estaría dispuesto a asumirlo a ese coste.

registro propiedad industrial y patentes en Cádiz

Mientras tanto, podemos trabajar bajo secreto industrial y de manera confidencial, sin revelar tu fórmula de la Coca-Cola públicamente, hasta que logremos validar cómo vamos a hacer nuestro producto.

Ejemplo registro de propiedad industrial

Os contamos un caso real. Hace un par de años, un cliente de 3DALIA fundamentó el principio de su patente en un mecanismo que comprendía 5 motores. Tras llegar el proyecto y estudiarlo, redujimos los motores a 1. Los motores restantes fueron sustituidos por un sistema de engranajes.

Esto hizo que mediante una correcta aplicación de la ingeniería, el coste del producto se redujese en casi un 80% (tan solo en el mecanismo), por lo que su precio en el mercado resultó significativamente más competitivo. Además de reducir los requerimientos energéticos en referencia a baterías, lo que hacía al producto más eficiente, económico, ergonómico y atractivo. 

Sin embargo, tras el resultado de nuestra propuesta, el cliente se encontró con la posesión de una patente que no protegía a su producto, debido a que este se mejoró y cuyas mejoras no se recogían en la solicitud inicial de patente donde el cliente plasmó, de la mano un agente de propiedad industrial, en un documento jurídico-técnico, los principios de la idea sin desarrollo.

Nuestra recomendación, trabajar con gente de confianza y siempre bajo la firma de un NDA hasta optimizar nuestro producto para que la patente que solicitemos recoja al máximo detalle el producto que vendemos.

3DALIA: te acompañamos en el registro de tu producto

En 3DALIA, empresa de diseño y desarrollo de producto, contamos con una amplia experiencia en la ejecución de proyectos sujetos a registros de propiedad industrial.

Siempre que el cliente nos lo solicita, trabajamos bajo NDA donde se recoge el compromiso de confidencialidad del proyecto. Por lo que el cliente se muestra con la confianza necesaria para compartir toda la información de su invención.

Desde el estado del arte trabajamos para asegurar que tu proyecto cumpla con los tres principios requeridos para la protección y te acompañamos en los trámites requeridos para el registro de tu producto.

Deja una respuesta